Posts etiquetados ‘ser’

PUERTAS CERRADAS VERSUS PUERTAS ABIERTAS

Algunas puertas (es decir… no todas) están cerradas por alguna razón, conocida en ocasiones sólo por quien decidió cerrarle.

Las personas, aprendemos a cerrar puertas en la vida. Algunas razones para hacer esto es que, cada quien, en su momento, tomamos decisiones, y como tal, dichas razones merecen ser respetadas.

Esas puertas pueden ser “abiertas” solo si cada uno de nosotros, decidimos abrirles y observar lo que está tras ellas de una forma diferente.

 

MOTIVOS POR LOS QUE CERRAMOS PUERTAS

Entre los motivos más frecuentes por lo que decidimos cerrar puertas, están relacionados con: secretos atesorados, situaciones pasadas que no deseamos compartir con nadie, circunstancias difíciles que hemos vivido, información que nos genera una sensación de incomodidad compartirle, entre otros.

Es importante comprender que, ni desde la mejor intención hay derecho a abrirlas a menos que uno mismo desee hacerlo.

 

¿MANTENER ESAS PUERTAS CERRADAS EN LOS PASILLOS DEL SILENCIO SERÁ LO MEJOR?

Validar la información que cada uno de nosotros quiere guardar para sí es honrar nuestra posibilidad de ser quienes tomamos las decisiones sobre, que queremos compartir de nuestra vida.

Para algunas personas el conversar y ser abiertos es la solución. Para otros, guardar silencio parece ser la mejor opción.

Es difícil afirmar que una u otra es la mejor solución. Algunas veces quizá convenga abrir esas puertas que han estado cerradas por años y transformar la historia que hizo que se cerrase. En otras… quizá sea mejor que permanezcan cerradas y queden esas historias en los pasillos del olvido.

 

PUERTAS QUE NO DEBERIAN SER ABIERTAS

Hay en cambio otras puertas que debiesen quedar cerradas de por vida: las que te llevan a adicciones y hábitos negativos. Una vez abierta alguna de esas puertas, el pasar al otro lado de ellas… puede llevarte a transformar tu vida de forma negativa. Volverles a cerrar será todo un reto de vida, que algunos, no logran alcanzar.

 

ELIGE BIEN TUS PUERTAS

Hay puertas que se cierran, otras que se abren.

Hay puertas que tu cierras y otras que tu abres..

Hay puertas que nunca debes abrir y otras que nunca debes cerrar.

La decisión está en ti.

Laura Choriego

Hace un par de meses, en una conferencia que estaba impartiendo, se me acercó un joven y entre sus comentarios y preguntas de pronto dijo: Usted podría decirme por favor ¿Qué es lo que hace que una persona sea interesante para otras?

Y en ese momento, me quedé meditando al respecto. Luego de unos momentos le dije: Es una interesante pregunta. Si te parece, te propongo me dejes investigar al respecto. Durante los próximos días, voy a indagar con otras personas, que les parece interesante a ellos de otros. Cuando haya concluido el sondeo, te compartiré los resultados y de esta forma, nos respondemos ambos tu pregunta.

Finalmente. luego de leer sobre el tema, de hacer consultas a distintos tipos de personas (familiares, amigos, profesionales, colegas)  tengo los resultados listos para ser compartidos. Estos resultados no sólo me servirán para responder aquella pregunta sino que a su vez, espero también a ti como a mi, nos sean de utilidad.

****************************************************************

Al hacer la investigación, encontré que muy pocas personas piensan que para ser más interesante debes:

  • Tener una buena apariencia o elocuencia en el hablar. Puedes ser atractivo (a) y buen orador más no interesante.
  • Ser capaz de contar historias fascinantes y anécdotas. Puede que las tengas más eso no es lo que determina que seas interesante.
  • Mantenerte al día con las últimas tendencias. Ser interesante no es sinónimo de ser “noticiero”. Lo realmente importante es: ¿Para qué o para quienes utilizas esa información y tendencias? ¿Quiénes más se ven beneficiados al tú estar actualizado?
  • Verte más serio cuando hablas, o más entusiasta. No es sólo como te veas sino si esto responde de forma adecuada al contexto en el cual estás en un momento determinado.

De allí que algunas de las preguntas realizadas durante este sondeo fueron:

  • ¿Qué te gusta de una persona?
  • ¿Qué hace que pensamos que esa persona es diferente al resto?
  • ¿Qué acciones realiza una persona que posee un alto grado de atracción?
  • ¿Qué comportamientos tienen este tipo de personas que etiquetamos como “interesantes”?

Lo que encontré en repetidos comentarios y respuestas, es que hay una fórmula mágica para llegar a convertirte en una persona más interesante para los que te rodean:

 ¡Interésate más en los demás de lo que vives interesado en ti mismo!

Y… ¿Cómo hacer eso? He aquí los hallazgos descubiertos:

  1. Practica la indagación. En lugar de ser el que tiene todas las respuestas inteligentes, se esa persona que tiene las preguntas interesantes.
  2. No cuentes largas historias acerca de ti mismo.  En lugar de eso, has preguntas para saber más sobre la persona, o personas, que están contigo en ese momento. Es altamente atrayente encontrar a una persona que tenga real y genuino interés en ti.
  3. Convierte en un explorador (a). Busca en otros ideas, descubre nuevos lugares, escucha nuevas opiniones. Todo esto te permitirá encontrar nuevos conocimientos y a su vez, descubrir personas maravillosas y especiales en tu camino.
  4. Práctica el hábito de “Compartir”. Cultiva el don de la generosidad con los demás. No todo el mundo pudo ir a explorar, por lo que es recomendable compartir con el resto del mundo los descubrimientos que se hagan, hacerlos partícipes de tus aventuras y aprendizajes. Es importante danzar entre el dar y el recibir.
  5. Mantente “activo”. Imagina, cambia, reproduce, ayuda, crea, reinventa. Mantente en movimiento de forma que siempre estés haciendo algo y que este algo beneficie no sólo a ti sino a terceras personas.
  6. No es interesante escuchar a personas que se quejan por todo. Si algo no te gusta, dedica tu valioso tiempo a contribuir en dar soluciones y no en agrandar la problemática.
  7. No temas ser “diferente”.  Disfruta SER como eres. Enfócate en ver las virtudes y el bien ser en otros. El mundo está para que lo observes en su diversidad y diferencias.
  8. Ten una causa. Es importante tener un objetivo. Si nada ni nadie te importan, a nadie le importarás tú.
  9. Los egos se interponen en el camino de las ideas. Si tu arrogancia es más evidente al defender una postura o punto de vista, te convertirás en una persona que las personas querrán evitar. Es en la capacidad de “influir” a otros lo que hace que tu postura o puntos de vistas sean aceptados. Disfruta fluir en el conversar. Construye nuevas realidades a partir de las perspectivas y puntos de vista de otros. En la medida que tengas esa apertura… otros tendrán la apertura de aceptar tus perspectivas como suyas también.
  10. Evita hacer más de lo que muchos hacen. Se necesita ser muy valiente para tomar caminos inesperados, contrarios a la opinión o a las práticas generales. Todos quieren ser escuchados. Pocos… dedican su tiempo y esfuerzo a “escuchar”.
  11. Sé apasionado. Las personas interesantes muestran siempre mucha pasión por lo que hacen. Lo vemos en las vidas de Walt Disney, Picasso, Edison, Cristiano Ronaldo, Messi, Michael Jordan, Einstein, Gandhi, y un largo etc. No importa cuál sea el campo en el que se especialicen, la pasión y la motivación es sin duda una clave importante para ser y tener una vida interesante. 
  12. Ten presente que siempre encontrarás personas a quienes NO le serás interesante. No podemos ser agradable a todo el mundo. Están en su derecho y es bueno dejarlos ser. En ese momento sólo recuerda: Lo que piensen, digan, hagan los demás no te define. Lo que te define como persona es lo que tú pienses, digas y hagas por ti y por los demás.
  13. Para ser interesante a los demás, necesitas salir de tu zona de “confort”.  Hacer siempre lo que te gusta, lo que sabes, lo que puedes, lo que dominas, no te permite conocer nuevos mundos y nuevas experiencias con otras personas. Es necesario tomar el reto de hacer cosas que nunca has hecho, enfrentar miedos, romper paradigmas.
  14. Saber estar presente. No hay mayor virtud de alguien interesante, que su capacidad de saber estar presente cuando alguien te necesita. Esto implica: saber escuchar, saber responder a un llamado, saber comprender las necesidades de otros, saber estar aún sin decir nada, sólo con tu presencia. Saber cómo ayudar y ser soporte para la vida de otras personas.
  15. Deja de querer ser interesante. Este es el último hallazgo… que, aunque parezca contradictorio, es clave. Generalmente las personas interesantes no quieren ser interesantes. Lo que quieren es que sus vidas tengan SIGNIFICADO para ellos y para quienes les rodean.  Si tu vida tiene un PROPÓSITO los demás te verán interesante, lo quieras o no, el ser interesante finalmente no depende de ti, sino de la percepción que otros tengan de ti.

Una buena pregunta nos puede llevar a descubrimientos interesantes…

  • ¿Qué cosas similares haces?
  • ¿Qué cosas diferentes podrías comenzar a realizar?
  • ¿Cómo sería tu vida si prácticas alguno de estos comportamientos?
  • ¿Quiénes se verían beneficiados?
  • ¿Cuándo podrías tomar la decisión de comenzar a practicar algunos de estos comportamientos?
  • ¿Tomas el reto de validar si esto funciona para ti y para otros?

******************************************************************************

Agradezco muchísimo aquella pregunta. Gracias a la misma he podido disfrutar de una estupenda experiencia. Gracias a todos los que me brindaron sus comentarios, opiniones, experiencias y aportaciones.

Si tú has llegado hasta aquí en la lectura me gustaría preguntarte: ¿Qué hace que una persona sea interesante para ti?Agradezco desde ya que dejes tu aporte, comentario, opinión y te garantizo si lo haces… llegarás a ser una persona interesante para todos los que te leamos. ¡Gracias desde ya por compartir!

Laura Choriego

Valores que nos UNEN

Mi padre, Francisco Choriego, un día me preguntó: ¿Quieres conocer a una persona valiosa en tu vida?
Y yo por supuesto dije “Si”
Entonces… prosiguió, imagina en tu mente a esa persona y luego, quíta…le su actual cargo, quítale sus posesiones materiales, quítale sus títulos, quítale a sus amigos y las personas de poder o influencia que le rodean, y deja en tu mente sólo a esa persona. Si esa persona por sí misma, sigue teniendo “valor”, entonces, es sin lugar a dudas, alguien valioso o valiosa, que debe estar en tu vida.

Algunas personas tienen VALOR. Otras tienen PRECIO.
Si se te acaba el dinero y te queda VALOR, ¿Quién serías?
Si se te acaba el VALOR y te queda el dinero ¿En quien te conviertes?

HOY, es un buen día para apreciar el valor que EXISTE EN TI y el valor que existe en las personas que realmente importan en nuestras vidas.
Brilla con luz propia, sé TÚ esa persona que sabe estar cuando se le necesita. “BUSQUEMOS SER PERSONAS DE VALOR”.

Laura Choriego, Enero 9, 2013

 Ayer FUI. Mañana SERÉ. Hoy SOY.
Es por eso que….
HOY, te doy las gracias por estar en mi sistema. …
HOY, te escucho en presencia total.
HOY, te pido disculpas por mis errores.
HOY, mi consigna es superarme a mí misma.
HOY, estoy aquí para apoyarte.
HOY, comparto lo que tengo contigo.
HOY, me siento comprometida con la vida y con cada uno de ustedes.
Es en el HOY que respiro, observo, pienso, reflexiono, escucho, disfruto, percibo cada aroma, sonrió, trabajo, toco y siento. HOY, me conecto contigo, conmigo, con mi sistema.
HOY para quienes leen estas líneas, quiero decirles que son seres valiosos en mi sistema.
Con muchos la conexión es frecuente, con algunos la conexión es esporádica. Con pocos la conexión es en el silencio. Lo que tienen en común todos sigue siendo la CONEXIÓN y mi SISTEMA.
HOY conecto contigo, conecto conmigo y con mi SISTEMA

HOY conecto contigo, conecto conmigo y con mi SISTEMA

Esta semana ha sido para mi la semana de reflexionar sobre el TIEMPO…
Todo en la vida toma su tiempo asi como el tiempo lo toma todo.
A veces pareciera que tenemos toda una vida por delante cuando lo verdaderamente seguro es este instante.
El reto de HOY sigue siendo justo eso… el HOY.
Un hoy cargado de incontables “gracias”.
Un hoy repleto de sonrisas.
Un hoy adornado con cosas simples y sencillas.
Un hoy lleno de magia.
Un hoy lleno de brillo en los ojos de esos seres maravillosos que me esperan al llegar a casa.
Un hoy que conoce el significado del “demasiado tarde”
y hasta que no se vive… no se valora este justo momento.
Es el hoy, el aqui, el AHORA que me permite ESTAR y es en ese saber estar que el mundo gira en sentido contrario y diferente.

Es en ese estar que el tiempo deja de ser tiempo y se transforma en un SER que le da sentido al existir.